El mejillón: Un Excelente producto para incorporar a tu dieta

El mejillón: Un Excelente producto para incorporar a tu dieta

 

Si existe un alimento del mar muy consumido por parte de muchas personas en nuestro país, ese es sin ninguna duda el mejillón, un producto natural y saludable con un sugerente y delicioso sabor.

La mayoría de su cultivo se hace por el sistema de bateas, las cuales consisten en plataformas sujetas al fondo del mar, de las que penden unas cuerdas a las que se adhiere la semilla del mejillón, mediante unas mallas.

Al poco tiempo, estas mallas se deshacen, dejando libre al mejillón, el cual ha fabricado ya el biso con el que se sujeta a la cuerda. No obstante, no es hasta pasados 4 meses cuando los mejillones se retiran de las cuerdas para ser colocados en otras para repartir el peso. Eso sí, no alcanzarán el tamaño comercial hasta pasado aproximadamente un año.

Pero, ¿cuáles son los beneficios de los mejillones? ¿Y sus propiedades más importantes?. Hoy en Hiperxel te las contamos.

 

Una Excelente fuente de minerales y Vitaminas

 

El mejillón proporciona proteínas de calidad y de muy fácil digestión, lo que lo hace adecuado para cualquier dieta y persona. Su aporte en vitaminas del grupo B y en minerales es elevado, siendo un producto nutritivo e hipocalórico a la vez.

Las propiedades medicinales del mejillón están relacionadas con sus propiedades nutricionales. Su elevado aporte en hierro lo hacen muy adecuado para personas con anemia ferropénica. Además el hierro de los mejillones es muy bien asimilado en el intestino, al contrario de lo que sucede con algunas verduras.

El contenido en vitaminas del grupo B y en minerales como el yodo y el magnesio le permiten combatir estados de fatiga, siendo además un alimento interesante para niños y deportistas. El yodo, por otro lado, previene el hipotiroidismo.

Otro de los beneficios del mejillón es el de ser un alimento cardiosaludable. Su elevado contenido en potasio ayuda a controlar la hipertensión y la retención de líquidos, mientras la mayoría de sus escasas grasas son del tipo omega 3, que ayudan a controlar los niveles de colesterol en sangre. De hecho, los mejillones apenas aportan colesterol, pese a ser un marisco.

 

 Un Excelente producto para incorporar a tu dieta

 


1. Los mejillones están compuestos en su mayoría de agua, por lo que tienen un bajo contenido en grasas y calorías.


2. Proporcionan proteína de calidad y de muy fácil digestión. Su aporte en hierro es muy bien asimilado en el intestino, al contrario de lo que sucede con algunas verduras.

3. Tiene un alto contenido en vitaminas del grupo B y en minerales como el yodo y el magnesio, que le permiten combatir estados de fatiga, siendo además un alimento interesante para niños y deportistas.

4. Es un alimento cardiosaludable. Su elevado contenido en potasio ayuda a controlar la hipertensión, mientras que la mayoría de sus escasas grasas son del tipo omega 3, que ayudan a controlar los niveles de colesterol pese a ser un marisco.

5. Destaca por su elevado contenido en glucosaminas, el más potente antiinflamatorio natural, de especial utilidad en los procesos articulares como el reuma, la artritis y la artrosis.

6. Su alto contenido en vitamina E le proporciona propiedades antioxidantes, por lo que el mejillón se pueden englobar dentro del grupo de alimentos que nos van a ayudar a prevenir la aparición de diferentes tipos de cáncer.

7. Es aconsejable consumir el producto que lleva la denominación Producto Galego de Calidade, por tratarse de la normativa reguladora, que es la mejor garantía.

8. La forma más habitual de consumirlo es abriéndolos al vapor en una cazuela, después de limpiarlos, con un fondo de agua de mar a poder ser, y unas hojas de laurel, retirándolos en cuanto abran. No obstante, su carne blanda y jugosa admite otras preparaciones menos sencillas.

COMPARTIR